SlideShow

Nada por ahora
13

Besos a Medianoche. Capítulo IX. Parte I.



Capítulo IX


            —¡Señor Night! —La voz entusiasta de Abigail llenó el momento de silencio en que los dos hombres clavaron la vista en las dos mujeres que se acercaban a ellos. De alguna forma, Alexander Night parecía azorado y con los ojos muy abiertos, mientras que el individuo rubio, sensual y atractivo, mostraba una sonrisa amplia como si encontrara divertida la situación. Pues, Kirsten no le veía lo divertido —. ¿Se acuerda de mí? Soy Abigail Denton y ella es Kirsten Shower.
            Bajando la mirada repentinamente cohibida, Kirs no se sentía dispuesta a soportar el escrutinio de los ojos verdes e intensos de Alex, quien no había apartado en ningún momento la vista de ella.
            Había algo en esos ojos… Ya los había vislumbrado muchas veces cuando él estuvo en Nueva York hacia bastante tiempo; y aun así encontraba en ellos algo bastante diferente en la milésima de segundo en que pudo encararlo.
            ¿Por qué estaba tan nerviosa?.
            Finalmente, la mirada de Alex se desvió y clavó en Abby.
            —Por supuesto que me acuerdo —Dijo entre dientes. No parecía precisamente encantado por la repentina visita de ambas a la mesa de ellos —. Hacía mucho tiempo que no las veía, Señorita Denton... Señorita Shower —Por un momento creyó oír el tono de voz de él profundizarse intensamente cuando pronunció su nombre.
            Abby parpadeó.
            —Sí, desde un poco antes que se fuera si no me equivoco —Kirs alzó la mirada para descubrir a Abigail mirar y analizar con fijeza a Alexander Night —. No ha cambiado en absolutamente nada desde la última vez que lo vi, Señor Night.
            Enseguida, Kirs imitó el gesto y también clavó la mirada en el rostro de él.
            En efecto, seguía siendo igual de hermoso e imponente como lo recordaba, y sus rasgos marcados y aristocráticos estaban intactos. La mandíbula firme y pronunciada; ojos profundos y rasgados; los labios llenos y sensuales que llamaban su atención desde tiempos inmemorables, en que soñaba con poder sentirlos aplastar los suyos… La boca de ese hombre era un pecado.
            Sintiendo una sed repentina, subió un poco la mirada para encontrarse de nuevo con los ojos de él mirándola fijamente. Una de las comisuras de los labios de Alex se arqueó en un asomo de sonrisa, como si supiera perfectamente en lo que Kirsten pensaba en esos momentos.
            La respiración se le cortó.
            Repentinamente se oyó un carraspeo proveniente de la mesa; intentando alejar sus “impuros” pensamientos respecto a Alexander Night, Kirstn luchó por arrastrar los ojos hacía el individuo desconocido sentado frente a su verdugo.
            —¿No nos presentas, Alex? —Definitivamente era tan atractivo como Alex, de ojos grises casi plata y el cabello rubio cenizo desordenado. Tenía un pequeño arete en la oreja izquierda, y la barba incipiente le rodeaba con sensualidad la mandíbula.
            Ante esa simple pregunta, Alexander desvió la mirada unos momentos y suspirando se giró hacia él.
            —Ethan, ellas son Abigail Denton y Kirsten Shower —Dijo mirándolo fijamente con algo de… Advertencia ¿Tal vez?.
            El hombre llamado Ethan lo ignoró visiblemente y les dedicó una sonrisa.
            —Es un verdadero placer, señoritas —Uhm. Un mujeriego. Exactamente de la misma calaña de lo que sabía sobre Alexander.
            Abby rió tontamente ante la mirada de Ethan, a lo que Kirsten la codeó ligeramente como una advertencia.
            —Y bien, ¿Por qué no se sientan con nosotros? —Sugirió Ethan.
            —¡No!
            La exclamación que vino al unísono dejo a Ethan y Abby desconcertados.
            Ambos miraron de Alex a Kirs con los ojos bien abiertos y arqueando ambas cejas con interés. Kirsten quería morirse al haberse oído tan desesperada y también porque aparentemente Alexander Night las quería bien lejos de allí.

***

            Por una razón no identificada, a Alex le molestó infinitamente la negativa de Kirsten a sentarse con ellos. Cosa que no tenía mucho sentido, ya que él había esperado que por alguna especie de milagro, Ethan no fuera tan maldito como para invitarlas a quedarse… Y como había ocurrido todo lo contrario se negó involuntariamente.
            Y he allí el problema: le molestó que ella también pensara lo mismo que él.
            —Quiero decir… —Habló rápidamente Alex, intentando enmendar su “No” anterior —. Por favor, siéntense.
            Sin darles el más diminuto chance a excusarse, Alex se levantó y apartó la silla de la mesa para su compañera. Ella pareció infinitamente contrariada, cosa que le encantó… Pero dada a su buena educación y a lo que suponía Alex, Kirsten no pudo negarse al verle sacar la silla y se sentó silenciosamente.
            Ethan imitó el gesto de él y le apartó la silla a Abigail Denton para que tomara asiento, seguidamente ambos se sentaron en sus respectivos lugares.
            —…Pero ya hemos ordenado en aquella mesa —Habló por primera vez la encantadora pelirroja, sin siquiera mirar a ninguno de los presentes.
            —Por eso no tienen que preocuparse —Ethan alzó la mano y llamó a uno de los mesoneros con una ligera seña —. Él se ocupará de hacerles saber que se han cambiado de mesa.
            Parecía que su compañera no tenía forma de escapar.
            Luego de que Ethan le diera las indicaciones al desgarbado muchacho que atendía a las mesas, entre los cuatro se instaló un penumbroso silencio.
            Él por su parte no se sentía nada incomodo, sólo observaba fijamente a Kirsten sin poder contenerse. No podía apartar la vista de ella.
            Estaba tan bonita con solo un ligero brillo de labios y un poco de rubor; era de ese tipo de chicas tan naturales a las que Alex no había estado acostumbrado en toda su vida. Años atrás, solía andar con mujeres despampanantes y cargadas de maquillaje; altas, delgadas, con una buena delantera y una excelente trasera. Le gustaban las mujeres mundanas, de esas que solo les importaban vivir la vida y disfrutarla.
            Jamás imaginó que su compañera sería todo lo contrarío a eso, y aun así… la deseaba más que a ninguna otra mujer que hubiera visto ó conocido antes.
            —¿Qué edad tienen, señoritas? —Preguntó inevitablemente para romper el silencio… Si calculaba bien la edad que tenía Kirsten la última vez que la vio, y el tiempo que estuvieron sin verse, entonces ellas debían estar entre los  veintidós ó veintitrés años.
            —Yo acabo de cumplir los veintidós y Kirsten tiene veintitrés —Dijo Abigail en respuesta. Justo en el blanco.
            Kirsten solo mantenía la vista gacha sin pronunciar palabra.
            ¿Por qué no quería saber nada de él? De alguna forma lo irritaba de sobre manera su comportamiento tan aislado.
            La conversación prosiguió sin mucho avance, prácticamente las dos voces que se oían en la mesa eran la de Ethan y Abigail. Alex se centró en examinar su vaso de whisky, mientras que Kirs contaba las motas sobre la mantelería blanca de la mesa.
            No pasaron muchos minutos más antes de que ella se pusiera de pie.
            —Iré al baño, enseguida regreso —Susurró y torpemente comenzó a caminar en dirección al baño de damas. Alex no pudo apartar la mirada de ella en ningún momento hasta que la perdió por completo de vista; seguidamente se puso de pie.
            Ethan lo miró arqueando ambas cejas.
            —¿A dónde vas? —Preguntó al verlo comenzar a caminar.
            —¿No es obvio? Al baño. 



-----------------------------------------------


NOTAS DE AUTORA:
Primero que nada, quiero agradecer a todas las chicas que me siguen en cada capítulo y que se toman la simple molestia de dejar un comentario; no saben lo mucho que me anima cada vez que leo lo enganchadas que estan a la historia.

El Segundo tema a tocar es que quería darles la sorpresa de publicar este capítulo el martes, pero lamentablemente he estado un poco complicada esta semana, y para colmo a mi cuerpo se le ocurrió enfermarse por estos días.

Y lo Tercero, es que la proxima parte la dividiré en dos para no hacerlas esperar tanto tiempo, así que para el lunes tendrán la continuación si logro acabarla a tiempo.

Besos y Abrazos, de nuevo muchas gracias por todos sus animos y buenos deseos.

No sería lo que soy sin todo el apoyo que me dan.

Anto.

13 comentarios:

Anónimo

Que sigas mejor
ya quiero leer el otro capitulo.
Son muy buenas tus novelas

Anónimo

Soy nueva leyendo tu novela pero quiero decirte que me encanta, no recuerdo como conseguí el primer libro solo un día apareció en mi biblioteca del ordenador así que decidí leerla y desde entonces no pude parar, espero la segunda parte sigue así.

Anónimo

muy bueno... ya quiero que llegue lunes... me encantan este tipo de historias ahhh XD

Anónimo

Hola Anto, muchas gracias por este nuevo capitulo, voy a esperar ansiosamente el lunes.
Sos la mejor escritora de estos tiempos.
Un beso enorme
Alenka

Anónimo

Mas fino Anto cada dia mejor!! Me encanta la historia y toDo lo positivo y los mejores deseos para que sigas adelante!! Mira que eStoy eSperando la historia de Oconor!! Un fuerte abraZo deSde!! El EDO Aragua VEnezuela :)

Anónimo

Me gusto mucho leerlo ... que te mejores suerte

Anónimo

holaaaa anto soy pamela tu fiel seguidora XD...me encanto este capitulo...se me olvido k ayer era jueves...estoy tapada de trabajo..asi k me imagino lo ocupada k estas tu tambien...espero te hayas mejorado biennn...muchos cariños y cada vez se pone mejor esta novela

mariana

me encata tu historia espero q pronto publique besos

Albana Rodriguez

espero te mejores tanto. Soy nueva leyendo tus historias pero creeme q ya me atrapaste y jamas te dejare jeje amo la historia de alex y kirs y estoy comiendome las uñas de desesperación por el próximo capitulo. Besitos sigue así eres excelente :-)

Anónimo

Se viene se viene, por fin se viene lo interesanate ¿no?
Que te mejores Anto, te esperamos el lunes!
Besos :)

alejandrA

Que te mejores miS mejoreS deseoS para que continues con todos tus proyecto!! Un fuerte abrazo y espero para el lunes!!

Anónimo

OMG!!! finalmenteeeee esta historia va a ser la mejor XD, que te mejores Anto n.n

Jenny

Antoo...!!! De veras que tu historia me encantaaa...!! continua asi, NUNCA dejes de escribir, tienes un don bellisimoo... Muchas gracias x Compartirlo con todas nosotrass..!!! se te apreciaa... Saludos desde Ecuador Att: Jenny