SlideShow

Nada por ahora
14

Besos a Medianoche. Capítulo X. Parte II.



—¿Dónde está la cosita más hermosa que haya habitado esta casa?
Kirsten siempre había pensado que Abby era un poco extraña, pero al verla acuclillarse así y hablarle de esa forma al enorme perro que repentinamente había adoptado —En algún momento dado del día anterior, había comprado hasta un collar rojo que resaltaba en el pelaje del animal—, comenzaba a dudar de su cordura.
El perro movía su cola animado desde que Abby había entrado al departamento, y ahora frotaba su rostro sobre el de ella.
—¿Por qué le compraste un collar? Pensaba que te desharías de él en cuanto se recuperara —Dijo Kirsten mientras se descolgaba el bolso cruzado y pasaba a dejarlo con cuidado en la cómoda que se encontraba en la entrada.
—No seas mala, Rhett es un buen chico. Además, pensé que le quedaría lindo y no me equivoque —Abby la miró por sobre el hombro mientras le hacía caricias en el pelo al “lobo”.
—¿Rhett? —Parpadeó al oír el nombre y luego entrecerró los ojos —. Deja de leer tanto lo que el viento se llevó[1].
—¿Por qué crees que le puse Rhett debido a lo que el viento se llevó? —Preguntó Abby mientras se ponía de pie. El perro comenzó a frotar su cabeza en la mano de ella, como protestando por el hecho que había dejado de lado sus caricias para hablar con Kirsten. Que lamentable animal… Mira que mendingar cariño de esa forma.
Suspirando, Kirs se obligó a sí misma a alzar la vista y regresar a mirar a Abby.
—Eres una escritora y lectora compulsiva, de ti me esperaría que los nombres de tus hijos fueran salidos de algún libro de Lisa Kleypas[2] ó Julia Quinn[3].
—¿Puedo preguntar qué tiene de malo eso? —Abby se llevó las manos a las caderas frunciendo el ceño con mucha amplitud —. Hyacinth[4] es un nombre lindo para una niña.
—Sí, eso supuse —Y no le sorprendía para nada la respuesta de su amiga. Suspirando y terminando de sacarse las cosas que tenía encima, entre esos, los guantes y la chaqueta; comenzó a caminar pegada a la pared por si de un momento a otro el “amable Rhett” le apetecía saltar y comérsela —.Estaré en mi cuarto, asegúrate de encerrar a tu perro en el tuyo. No puedo caminar tranquila con él andando por allí.
No se quedó a escuchar la respuesta de Abigail, simplemente se perdió a través del pasillo hasta su habitación.
Era lunes, así que al día siguiente no tenía razones para ir al colegio a impartir clases. Decidió por retirarse lo que le quedaba de ropa, y ni siquiera se molestó en colgarla de nuevo en el armario porque aguantaban otra puesta, simplemente dejó la ropa en una silla y seguidamente se dejó caer boca abajo sobre la cama.
—Estoy en el cielo —Susurró con la cabeza aun enterrada en la almohada. Le dolían los pies, no se había dado cuenta de ello hasta que se descalzó las botas y las dejó a un lado.
De alguna forma sus músculos estaban ligeramente entumecidos. No sabía si era por el trabajo, el frío ó el estrés.
Cerró los ojos y se acomodó un poco mejor en la cama; ni siquiera se molestó en levantarse y ponerle pasador a la puerta.
Sólo le hacía falta una ligera siesta para recuperar fuerzas, al día siguiente se encargaría de ordenar los papeles de su trabajo y finalmente prepararía las actividades del miércoles para los niños.
Agradecía estar por acabar las prácticas... Y con ese último pensamiento se quedó dormida.

***

Un ruido la despertó quien sabe a qué horas.
Suspirando rodó en su cama hasta quedar de perfil y entreabrir los ojos. No hacía frío, a pesar que no se había colocado las sabanas; seguramente Abigail había regulado la temperatura de la calefacción.
Aun adormilada, su mirada captó una alta figura estática al lado de la cama.
¡Oh, mierda!.
Se sentó de golpe y separó los labios para gritar, pero una mano la acalló antes de que pudiera articular ni el más mínimo sonido. Definitivamente su sueño se había ido por completo.
—Por favor, no grites… tranquila… —La voz masculina y profunda vibró en sus oídos e hizo que su respiración se agitara enseguida. Pero en cuanto su mirada se cruzó con la azul verdosa del inesperado visitante en su habitación, pasó saliva con la piel erizada.
¿Alexander Night?.
Sus ojos se abrieron de par en par.
—¿Prometes que no vas a gritar y vas a escucharme? —Él la miraba fijamente a los ojos, sin reparos. Antes de poder evitarlo, y azorada por la situación, Kirsten asintió.
Alex pareció dudar unos segundos pero finalmente comenzó a retirar su mano de los labios de ella; se enderezó aun mirándola fijamente y de alguna forma se veía un brillo de desconcierto en sus ojos.
—¿Qué está haciendo en mi habitación? ¿Cómo diablos entró? —Preguntó con el corazón en la boca e intentando que su voz no temblara. Por sobre todas las cosas, ¿Cómo sabía Alexander Night en donde vivía?.
Alex miró por sobre su hombro hacía la ventana.
—Las escaleras para incendio que dan a tu ventana.
Azorada, Kirsten agitó la cabeza con desconcierto.
—¿No pudo llamar a la puerta como una persona normal?.
Él pareció muy divertido por su reacción y más que todo por sus palabras. Lentamente, Alex le repasó el cuerpo con la mirada y su piel comenzó a arder automáticamente sin piedad. Kirsten se había olvidado completamente que solo llevaba un sujetador y las bragas, porque había estado demasiado cansada como para ponerse la pijama.
Ahora estaba completamente avergonzada mientras tomaba la sabana de su cama y se cubría con la misma.
Alex sonrió aun más.
—No soy precisamente una persona normal.


[1] Lo que el viento se llevó (Gone with the Wind, en inglés) es una novela escrita por la autora Margaret Mitchell; es uno de los libros más vendidos de la historia, un clásico de la literatura de los Estados Unidos y debido a su adaptación al cine es uno de los más grandes iconos o mitos de la cultura popular contemporánea.
[2] Autora de novelas romántico histórico.
[3] Autora de novelas romántico histórico.
[4] Referencia al personaje Hyacinth Bridgerton, de la serie Los Bridgerton por Julia Quinn.




-------------


 N.A:
¡Feliz día de  San Valentín a todas! Quiero agradecerles por los comentarios anteriores en los otros capítulos y los que compartieron su opinión respecto a Abigail.

Otra cosa que quería informar es que ahora las actualizaciones pasaran a ser los viernes. La razón es mi nuevo horario para la universidad, tengo clases de 6 am a 6 pm los jueves y lamentablemente ese día queda muy pesado para darme tiempo a publicar capítulos. De todas formas, posiblemente este lunes habrá capítulo sorpresa.

Besos y Abrazos a todas.

Anto.

14 comentarios:

Anónimo

Hola Muchas gracias, me encantan tus novelas. Espero impaciente el siguiente capitulo. Besos desde España

Anónimo

Hola felicidades eres una gran escritora me tienes atrapada con la historia estoy impaciente por el proximo capitulo besos y felicidades por tus libros

Anónimo

el medio regalo...te pasaste nuevamente con cada capitulo te superas mas y mas y este giro en la historia no me lo esperaba... esta genial....ojala sigas la historia de aby....en fin feliz dia de los enamorados...o mejor feliz dia del amor...es importante vivir y apreciar lo k se tiene en todo momento independiente de la fecha comercial....y mucha fuerza y buena suerte con tus estudios es super importante aprovechar al maximo la oportunidad de estudiar....me gustaria poder ayudarte en lo k sea yo tambien pase por lo mismo en la u y es agotador si, pero es maravilloso estudiar...muchos cariños y si necesitas mi ayuda no dudes en escribirme..cariños pamela... te dejo mi correo
argonas357@hotmail.com

Desirée

Hola, con toda la intriga que nos has dejado!!!!!!!!!! jajajajja no se si puedo esperar tanto espero que el lunes nos sorprendas mientras a morderse las uñas jajajja gracias por compartir tu talento Anto, un abrazo muy fuerte.

Anónimo

porfa... porfa publica algo el lunes, esto es adictivo

♪мσиzєzιιтнα♥

Ohhhh se m salió el corazón jiji en verdad es adictivo....

Anónimo

ahhhhhhh!!! publica el lunes porfavor es lo màximo me encanta esta historia anto:)
1000 puntos para ti

Pamela Escobar Díaz

Nooooooooooooooooooooooooo pq lo dejas así T.T


Muy buena historia, pero insisto es una tortura ir leyendo a pedacitos.

}
Besos...

Y mi Ralph cuándo?XD

Anónimo

Listo, nos odias? Porque nos dejas así????? eres mala ehh muuy maala.
Juro que cada vez me gusta mas tu novela. No me esperaba que Alex fuese a por ella pero creo que ya era hora!!!

Besos y espero con ansias el capítulo del lunes!!!!

Anónimo

es una tortura leer esta historia un capitulo a la semana, pero por mas que intento no puedo esperar hasta que este terminado, pero te aseguro que cuando lo este volvere a leerlo todo corrido, muchas gracias por el maravilloso trabajo que haces y por tomarte el tiempo de compartirlo a pesar de que estas muy ocupada, esperare ansiosa el proximo capitulo, y tambien voto porque abby tenga su historia, besos!!!

Anónimo

Hola Anto!
Cada dia mejor ya no lo has dicho muchas veces! Yo se!! pero te vuelvo a decir es una torturA esperar cada semana! :( ereS exelente eScritora gracias por compartir tus historias con nosotras.. Ojala y puedas publicar este lunes..

Un mega abrazo de Venezuela

Anónimo

publica .... publica .... porfa

Anónimo

lo acabo de leer y me encanto estoy esperando con ansias el siguiente capitulo ,porfa publicalo chao

Pierina

Gracias a Dios tengo estas tardes libres y me he puesto hoy a leer el libro nuevamente desde el comienzo, ya que quería mantener todo el hilo de la historia.
Y estoy enamorada *.*... QUIERO MÁS!