SlideShow

Nada por ahora
1

El Diario De Anto: Momentos...

¡¡Buenas mis queridos lectores!! ¿Qué tal les ha ido en este día?

Bueno… Quería comenzar a contarles algo sobre lo que yo denomino “Momentos”. Nosotras las mujeres acostumbramos a tener algo muy frecuente y escandaloso que se denota cuando nuestro comportamiento es terrible… Nos da por hacer locuras, por pelear o comer chocolates como tontas… Dependiendo de la chica, los “momentos” pueden ser muy variados.

En mi caso, mis momentos son más bien diarios… Puede ser mi minuto de idiota del día, o mi minuto de la Anto en sus momentos de depresión masiva… En fin… Las locuras que cometo están fraccionadas dependiendo del día y la hora.

Especialmente… Estos “momentos” acostumbran a ocurrirnos cuando entramos en nuestros días o por ejemplo una semana antes (Para mí son siempre pre-menstruales) y terminamos enfureciéndonos con cualquiera y gritándoles a todos como unas locas. Nos enojamos por cualquier cosa que no salga bien o alguna estupidez que haya dicho nuestro novio, amigo, prima, madre, hermano, profesor… etc, etc… Y más aún, cuando intentamos dibujar una porquería para un trabajo de dibujo y la bendita línea no nos sale como queremos y tenemos que borrar una y otra vez, y otra vez, y otra vez... ¡¡¡¡¡Aghhhhhhhh!!!!

Ejem… Bueno… Hoy les contare mi momento del día. Esta vez, fue un momento con la Anto Filosófica.

Todo comenzó cuando nos sentamos mis amigas y yo en los primeros puestos para la clase de filosofía (son tres horas seguidas con un viejo hablando sobre la mentalidad y diciendo que todo el mundo es un animal… Solo que algunos de los hombres usan un poco más la cabeza) y pues… Todo inició en cuanto él empezó a hablar sobre los principios de la filosofía y sobre el primer libro que se escribió hace siglos. El libro se llamaba El Vedas. En fin… En dicho libro, nos explicaba el profesor, había una pregunta… ¿Por qué ser en lugar de nada?

Ok, lo ignore… No me iba a parar a pensar mucho porque podría terminar escapándoseme la baba mientras analizaba lo que el profesor explicaba. Hasta que hizo la segunda pregunta más impactante que me hayan hecho en mi vida… ¿Qué existía cuando no había nada; ni el ser; ni dios; ni la muerte?

Les juro que allí si me babee. Pero fue porque me formule una pregunta que jamás me había preocupado por hacer… A decir verdad yo creo en dios, pero esa pregunta me llevo a preguntarme… ¿Siempre existió ese dios en el que creo? ¿Cómo llegó allí? ¿Quién estuvo antes que él?... No importa como lo vean chicas… Pero son preguntas interesantes… realmente… Pienso que alguien tuvo que haber estado antes que ese dios… Pienso que no todo el tiempo él estuvo allí… Pero entonces… ¿Cómo llegó a existir si fuera de ese modo?

Hayyy… Les aseguro que llevo toda la mañana pensándolo y aun no llega una teoría en concreto a mi cabeza…



1 comentarios:

mariana

Esas preguntas siempre pasan :P
creeme, a mi me ha pasado. me pregunto tantas cosas que no se pueden responder...